Síguenos en

Sígue a Vive Campoo en facebook Sígue a Vive Campoo en twitter Sígue a Vive Campoo en youtube

Deportes | Reinosa

"Siempre he querido competir en un club campurriano"

Entrevista a Ariana Alonso, atleta del Reinosa Running que se ha proclamado campeona de Cantabria de 60 metros

Alba Ariz | Vive Campoo | 08/02/2019

Reducir el tamaño de la letraAumentar el tamaño de la letra

Cinco años son los que Ariana Alonso ha estado retirada de uno de los tres pilares que conforman su trayectoria profesional, el atletismo. Al regresar a las competiciones ha conseguido alcanzar su mejor marca en 60 metros lisos, 7.65. Una dedicación que el pasado 2 de febrero le ha conducido a lograr la victoria en el Campeonato de Cantabria y a clasificarse para el Campeonato de España que se celebrará los próximos 16 y 17 de este mes en la localidad malagueña de Antequera.

¿Cómo fueron sus inicios?

Descubrí el atletismo con ocho años, cuando me inscribí en el Club Lupa Reinosa. Tito Carrera desarrollaba los entrenamientos en las calles de la capital campurriana y en El Ferial, con el objetivo de prepararnos para las carreras de fondo, pista, velocidad, longitud, altura y peso en las que empezamos a competir.

¿Cuándo se especializó en velocidad?

En la categoría Infantil, primero en Torrelavega y después en Santander, donde me tenía que trasladar a entrenar debido a los escasos medios de los que disponía Reinosa. En la actualidad, hay un tartán con el que realmente me puedo apañar porque compito en distancias cortas de 60 y 100 metros, pero si querría hacer series largas no podría. Y es que, una pista oficial mide 400 metros y es ovalada, mientras que el tartán que hay alrededor del campo de El Naval está adecuado al propio césped, no a las necesidades de un atleta.

¿En qué equipo entrenó por primera vez fuera de Cantabria?

Empecé a instruirme en un grupo de entrenamiento específico de velocidad. Pero fue en 2003, cuando me trasladé a León a estudiar Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, donde fiché por el Oviedo Atletismo.

Pero no residía en la capital asturiana.

En los equipos donde se compite en un mismo deporte, pero en diferentes pruebas individuales, no tienes que vivir en la ciudad a la que pertenezca el club. Los entrenamientos son libres, lo que es preferible para el deportista que aparte de gestionar su tiempo, puede representar a la entidad en el Campeonato de España de Clubes.

¿Ha sido la única entidad a la que ha representado?

No, al terminar mi etapa deportiva en la agrupación ovetense estuve en el Piélagos. Con el esfuerzo de todos conseguimos ascender a Primera, para después competir en la División de Honor. Ha sido el único club con el que he firmado un contrato remunerado.

¿Se comenta entre los atletas la realidad económica de su disciplina?

Sí, sin querer lo comparamos con otros deportes colectivos como el baloncesto o el fútbol. En ellos, los jugadores de las ligas principales pueden mantenerse únicamente con los ingresos que reciben de la actividad deportiva. En el atletismo depende de los resultados.

¿Qué decisión marcó su trayectoria profesional?

En 2009, después de terminar en Barcelona las pruebas del Campeonato de España, confirmé a mi entrenador, Manuel Saiz, mi decisión: no quería competir más. Estaba física y psicológicamente agotada. Necesitaba parar. Fueron cinco años en los que no volví a ponerme las zapatillas de clavos, ni a acercarme a una pista de atletismo, al contrario, enfoqué mis energías en estudiar el Grado de Magisterio en Educación Primaria.

Hasta el 2014.

Trabajando en Oviedo me encontré de causalidad con una compañera que después de ser madre había regresado a las pistas. Su ejemplo me estimuló a contactar con el delegado del Piélagos para comprobar si podía probar, no quería comprometerme sin saber cómo me iba a encontrar. Fue la mejor vuelta que me podría haber esperado, hice 7.72, mi mejor marca hasta entonces.

¿Qué le impulsó a formar parte del Reinosa Running?

Siempre he querido pertenecer a un club campurriano, sin tener la obligación de participar en todas las competiciones, es decir, competir sin presión. Me ilusiona representar a la comarca aunque sabía que no iba a poder hacerlo en los campeonatos de clubes, y es que al ser la única chica de la categoría Absoluta, sólo puedo representar a la entidad en pruebas individuales.

¿Cómo se sintió al tomar la decisión de competir con el equipo campurriano?

Liberada positivamente, pero no hacia el Piélagos, sino hacia mí misma, mentalmente me presionaba demasiado para superar mis propias marcas.

El pasado 2 de febrero se proclamó campeona de Cantabria de 60 metros, ¿cómo trascurrió la jornada?

Todos los fines de semana imparto cursillos de natación a niños en las piscinas climatizadas. La competición se llevó a cabo un sábado por la tarde, después de haber estado toda la mañana a remojo. Una situación que provocó que mis piernas  estuvieran preparadas para superar las tres pruebas en las que se dividía el campeonato, pero no para conseguir una buena marca.

El próximo 18 de febrero competirá en el Campeonato de España, ¿cuándo se clasificó?

El pasado 16 de enero en el Centro de Alto Rendimiento Deportivo en León, donde hice la mejor marca de toda mi trayectoria, un 7.65. Para mí era impensable hacer menos de 7.70.

¿Cuál es su meta?

Llegar a la final. Ten en cuenta que de los 49 atletas que de momento vamos a competir, sólo consiguen llegar ocho a la tercera prueba.

¿Cómo proyecta su futuro?

Nunca se sabe cómo puede cambiarte la vida. Lo que tengo claro es que aunque a partir de los 35 está permitido competir en el Campeonato de España de la categoría de Veteranos, voy a participar en la Absoluta mientras siga consiguiendo la marca necesaria para clasificarme. Tampoco sé dónde voy a estar, seguramente acabe en Reinosa. A pesar de ser una persona que necesita cambios, siempre vuelvo. Me tira mucho la tierra.

¿Qué siente cuando repasa su trayectoria?

El deporte me ha enseñado los valores del sacrificio, la responsabilidad y la constancia que unidos al inconformismo que caracteriza a todos los deportistas, me han ayudado a superarme a mí misma. Por ello, creo que la palabra que buscas es satisfacción, me siento orgullosa de mi esfuerzo y mis logros.

¿Alguna vez se relaja?

Los tres pilares de mi vida profesional son la educación, el deporte y la nutrición. Cada día me esfuerzo por relacionarlos dando clases de gimnasia, mantenimiento, entrenamientos personales y asesoramiento nutricional, aparte de los cursillos o los campeonatos. Cuando lo repaso soy consciente de que vivo rápido, pero me gusta, es mi ritmo de vida.

Categorías:

Enviar noticia
Chisco Motor

Chisco Motor

Conoce tus neumáticos
Conoce tus neumáticos

Todo lo que debes saber para escogerlos bien: consumo, seguridad

Vídeo promocional  Chisco Motor
Vídeo promocional Chisco Motor

Tu taller de confianza en Campoo

Revisión oficial sin perder la garantía
Revisión oficial sin perder la garantía

Te sellamos el libro de mantenimiento

Vive Campoo | Noticias, fotos, vídeos, turismo, servicios

El corazón de Campoo. Noticias, fotos y vídeos
© Objetivo 35 milímetros, S.C